Georgy Kurasov nació en San Petersburgo, Rusia, en 1958. A la edad de doce años entró en la prestigiosa Escuela de Arte de San Petersburgo para niños superdotados, afiliada a la Academia Rusa de Bellas Artes. En la escuela los estudiantes aprendían todos los aspectos del dibujo académico, incluyendo la anatomía humana, mientras que simultáneamente completaban los programas de la escuela media y secundaria. Aquí se formó la base de la fantástica comprensión de Georgy de la anatomía humana, que tanto caracteriza su trabajo hoy en día.

Quien es de Georgy Kurasov

Georgy Kurasov nació en San Petersburgo, Rusia, en 1958. A la edad de doce años entró en la prestigiosa Escuela de Arte de San Petersburgo para niños superdotados, afiliada a la Academia Rusa de Bellas Artes.  En la escuela los estudiantes aprendían todos los aspectos del dibujo académico, incluyendo la anatomía humana, mientras que simultáneamente completaban los programas de la escuela media y secundaria. Aquí se formó la base de la fantástica comprensión de Georgy de la anatomía humana, que tanto caracteriza su trabajo hoy en día.

Georgy se graduó de la Escuela de Arte en 1976 con la calificación más alta de su clase. En un mes fue admitido en la renombrada Academia de Bellas Artes de San Petersburgo para estudiar escultura. Durante su estancia en la Academia, Georgy también se destacó en la pintura y obtuvo varios encargos importantes, entre ellos una serie de monumentos premiados situados a lo largo de la autopista Helsinki – San Petersburgo, un monumento a un artista ruso muerto durante la Segunda Guerra Mundial y una estatua conmemorativa del famoso poeta ucraniano Taras Shevchenko, inaugurada en 1981 en la plaza central de la ciudad ucraniana de Konotop.

Ese mismo año se casó con Zinaida (Zina), una bailarina de hielo rusa, que se convirtió en la modelo de muchas de sus obras. En 1982, se graduó en Bellas Artes en Escultura y Pintura y fue invitado a unirse a la exclusiva Unión Rusa de Artistas.

En 1991, la URRS colapsó, (se dividieron las Repúblicas Socialistas) y se formó la actual Federación Rusa. Abandona la escultura debido a que eran los gobiernos quien le hacían los encargos y se dedica a dibujar y colorear con pasteles pequeños cuadritos que lograba vender a galerías, que a su vez eran vendidos principalmente a turistas.
En 1993 sus pinturas fueron por primera vez exhibidas en Estados Unidos. Desde entonces en ese país  a logrado sus mayores éxitos como pintor, en ventas y exposiciones.
Kurasov ha abandonado totalmente la escultura y se dedica exclusivamente a la pintura.
Su obra se vende en Estados Unidos, pero en Rusia su nombre no es reconocido, solo lo recuerdan como escultor, y muchos piensan que ha emigrado, pero él sigue viviendo en su ciudad natal, San Petersburgo.

 Obra de Georgy Kurasov

El foco en la figura humana, y una nueva interpretación del cubismo.

Kurasov es un artista contemporáneo. Dentro de las muy variadas formas artísticas actuales como el fotomontaje, las instalaciones artísticas, video-arte, o esculturas de variados materiales y formas, él es todavía un pintor, de la forma tradicional, pintura sobre lienzo.
Su obra demuestra su profundo conocimiento de la técnica y de la historia del arte de la pintura, y a su vez  su obra es original.
Su individualidad se aprecia en sus diseños, composiciones y el particular uso del color, donde logra su propio estilo. En sus pinturas hay evocación de los mosaicos bizantinos, del renacimiento, y hasta de Gustav Klimt y Tamara De Lempicka.
Las formas triangulares, diferentes direcciones de la luz, colores brillantes en variaciones de intensidad y la estructura geométrica de las composiciones relacionan su obra con el constructivismo y el cubismo. Los accesorios y detalles no aparecen forzados, son aportes al ritmo de la obra y logran un efecto armónico. Sus personajes, aunque muy estilizados,  son convincentes transmiten energía, seguridad y poseen cierta naturalidad, encajando con gracia y facilidad en una compleja estructura geométrica .
La figura humana es el foco de su interés artístico. Su forma de dibujar y lograr poses y expresiones es absolutamente particular, la geometrización de las formas no disminuye su elegancia ni su sensual atractivo.
 Otra aspecto importante en su obra es la atención al detalle, herencia de la antigua tradición de la pintura renacentista. Con el cuidado y atención de un joyero , Kurasov trabaja  en cada fragmento del cuadro hasta lograr el mayor efecto posible. Los elementos son enriquecidos con gradaciones de color, iluminación, matices y texturas.
Su obra se ha perfeccionado y refinado a través de los años, y es evidente se reflejan en ella los ambientes y costumbres de la vida moderna, y el diseño. La luminosidad, los planos,  los colores brillantes, las superficies translúcidas, la elegancia que se representa en general produce un enorme atractivo visual.
Este mundo artificial ha nacido producto de su imaginación, y su brillante técnica, a permitido que su imaginario sea un resultado visible y disfrutable para el público, a través de sus obras.
 
Ver las pinturas de Georgy Kurasov es definitivamente una invitación a crear, en su dibujo crea juegos con las líneas acercándose a alguna forma de cubismo, su color es vivaz, impáctate e imponente, así como sus propuestas fisionómicas.